?

Log in

No account? Create an account
 
 
20 April 2007 @ 09:37 am
Sigh  
Tengo tantas ganas de soltar un rant sobre hombres emo inmaduros...

Brrr.

Eso fue un: "escribe pr0n aqui"



Edit wtf: AAAHH Y BTW, tienes los fics de Alexcito y los Rockman related que escribiste? Exijo una compilación XD
 
 
Feeling: bitchybitchy
 
 
 
Kai-chantherealkaichan on April 21st, 2007 05:55 am (UTC)
se muere xDDD

I will, as soon as I'm dry xDDDDD
Tsu eats children for breakfast: it's better than yoursbookworm_e on April 21st, 2007 05:58 am (UTC)
eeeeee!!!!
Kai-chan: Not Amused At Alltherealkaichan on May 7th, 2007 04:16 pm (UTC)
Implied pr0n sirve?
"Necesito que mates a alguien."
Los ojos grises se dirigieron a la recien llegada y la observaron sin mucha atención.
"No me interesa el dinero."

Silencio.

"¿Entonces que quieres?"
"Muestrame algo que no conozca. Estoy aprendiendo, por eso viajo."
"Algo que no conozcas, muy bien."


Habían pasado un par de horas, discutiendo sobre que conocía y que no conocía. La verdad era que en Niflheim no se aprendía sobre mucho más que muerte y demonios, así que esa información era historia vieja para Vera.
Después de dos horas, el perfil de la joven era más que obvio, y el precio fue acordado sin ser acordado.


Bien, si, eso era algo nuevo. El beso, es decir. Y el tacto era diferente también, algo inesperado quizás, pero Vera no era alguien que se quejara de conocer otra costumbre que no se había permitido conocer antes.
Su Señor le había hablado sobre las costumbres de los humanos. Ella solo había escuchado pero no había entendido.
Bien. Ahora entendía.


Miruru, como la solian llamar, no era una persona estúpida.
Cuando quieres matar a alguien sin ensuciarte las manos, lo mejor es ir a quien sea mas apto. El precio era realmente bajo, y no algo que le molestara pagar.
Sabía que el atractivo sobrenatural de esta joven solo se debía a su ascendencia. Sabía que su Señor era alguien que era tanto amigo como enemigo, usualmente mas la segunda que la primera.
Quizá eso, sumado a tener todo aquel poder en sus manos en ese momento solo aumentaba la corriente de adrenalina en sus venas.


Vera sonrió. Conocía el cuerpo de un hombre pero no el de una mujer. Era una clase diferente de interacción, era suave y sutil y a la vez era apasionado y firme.
Tenía sentido que fuera así, pensó mientras observaba al techo de donde diablos fuera que estaban.
Miruru estaba vistiéndose, Vera se preguntaba si había sido una buena noche para ella también.


"Bien, mataré a tu hermano." Rompió el silencio.
"Nunca te dije a quien habia que matar." Indicó la otra, su voz más indiferente de lo que debía ser.

Otro silencio. Una sonrisa.

"¿Ah,no?"